domingo, 13 de mayo de 2012

Isla El Hierro


Isla El Hierro

El Hierro es la más occidental y meridional de las Islas Canarias (España). Pertenece a la provincia de Santa Cruz de Tenerife. Su capital es Valverde, donde, aparte de la La Villa (casco urbano), también se encuentran el Puerto de La Estaca y el aeropuerto insular. Además de Valverde, El Hierro cuenta con otros dos municipios: Frontera y El Pinar.

Isla El Hierro
Se encuentra atravesada de oeste a este por una gran línea en forma de dorsal con numerosas montañas y las zonas costeras están formadas por malpaises con abruptos acantilados que llegan hasta los 1.000 metros de altura.

 Con estas condiciones reinantes, es muy difícil encontrar playas de arena, reduciéndose éstas a pequeñas calas de acceso complicado. En cambio, se suelen utilizar los entrantes del mar y piscinas naturales como zonas de baño y ocio (La Maceta en Frontera, el Pozo de Las Calcosas en la costa de El Mocanal o Tacorón, cerca de La Restinga).

 La isla es comparada con una bota debido a su gran parecido con esta prenda de vestir y tiene una formación volcánica, siendo la más reciente del archipiélago canario con una estimación aproximada de su antigüedad en 3 millones de años. Presenta una meseta central y dos grandes depresiones: una abierta al noroeste, el Valle del Golfo, y otra al este,el Valle de Las Playas.

 El Hierro es la isla más pequeña, meridional y occidental del Archipiélago Canario. Tiene una superficie de 268,71 km² y una población de 10.892 habitantes.

 La altura máxima se sitúa en el centro de la isla, en el pico de Malpaso, con 1.501 m de altitud. Entre otros accidentes geográficos destaca el Valle del Golfo, producido tras el deslizamiento de una parte de la isla. Cabe señalar además la Punta de La Restinga (punto más meridional de España) y la Punta de la Orchilla (punto más occidental de España). En proporción a su tamaño, es la isla con mayor superficie protegida de todo el archipiélago (un 58% de su territorio), según recoge la Red Canaria de Espacios Naturales Protegidos.5

 También pertenecen a El Hierro los islotes de Roques de Salmor (Roque Grande y Roque Chico), con un área de 0.03 km², que conforman una Reserva Natural Integral.

Historia

La isla más occidental del archipiélago bañado por el Océano Atlántico y el mar de arena del desierto tampoco era conocida salvo por sus habitantes, esto es debido a que las islas afortunadas citadas en el primer mapa moderno confeccionado por Ptolomeo son las islas de Cabo Verde. La isla ha tenido varios nombres, algunos se atribuyen a la gente de la isla, otros a la Corona española, sin embargo lo cierto es que la gente utiliza nombres de zonas y pueblos más que de la isla en sí. Ha sido conocida tradicionalmente como "Isla del Meridiano" o "Isla del Meridiano Cero", se atribuye a Ptolomeo el haber situado el Meridiano Origen, en el extremo del mar conocido en su época, y que eran las Islas Canarias, hasta 1884 en la que se estableció Greenwich como nuevo meridiano origen.

 La Corona de Castilla en la isla

Valverde
 La Corona de Castilla pagó a mercenarios vasco-franceses para hacerse con la isla, sin embargo estos la vendieron a Portugal, que luego la cedió a la Corona española en el Tratado de Alcáçovas. Antes de la llegada de las tropas de las coronas castellanas y aragonensas la población era pastoril con ganado caprino, ovino y porcino y desarrollaba el cultivo de cereales, además de gestionar recursos botánicos y marinos. Debido a que no existía ruta de comercio o mercaderes de la época los utensilios que hubieran traído los habitantes habrían perecido con el tiempo y por tanto carecían de productos elaborados y utensilios, solo existía un mercado interior cuyo sistema comercial se basaba en el intercambio de bienes de producción local. Las tierras y otros recursos comunes se gestionaban y repartían equitativamente con pactos en una asamblea colectiva, usando un rey de mediador, era por tanto democracia participativa y el rey era una figura de justicia y mediación democrática. El poder divino lo representaba la naturaleza. La progresiva expansión del control por parte de la Corona de Castilla y Aragón delegó las tierras y los beneficios de producción comercial a pocas personas mediante un régimen señorial. Además se suplantaron los símbolos de la naturaleza para instalar la religión cristiana, al igual que ocurrió en Suecia, aunque actualmente se siguen haciendo ritos animistas (culto a la naturaleza) utilizando símbolos judeo-cristianos. Antes y después de incorporarse la isla a la Corona española, algunos habitantes productivos (17-25 años) fueron llevados como mano de obra esclava a Castilla, luego recuperaron el estatus de seres humanos y regresaron a la isla. Más tarde se asentaron franceses y gallegos bajo el régimen señorial de las Coronas de Castilla y Aragón.

Visita de Colón

 En su segundo viaje a América, Cristóbal Colón hizo escala en La Gomera y en El Hierro. En esta última isla realizó la escala para proveerse de alimentos y agua así como para esperar vientos mejores. En total, pasó 17 días en la isla esperando a una mejora en los alisios que permitiera a su flota de 17 buques avanzar más rápido. El 3 de octubre de 1493 partió desde la Bahía de Naos al Nuevo Mundo.

  Emigración

 Los habitantes de la isla se han visto forzados a emigrar a lo largo de la historia debido a la limitación de tierras de cultivo y sequías, por tanto se producían hambrunas y excedentes demográficos. La mayor emigración reciente fue debida a la sequía de los años 60 cuando la población de la isla alcanzó un elevado número. Partían barcos de vela desde El Hierro hasta América del Sur de forma clandestina e instalaban colonias canarias, mayormente comerciantes de productos agrarios, algunos regresaron aunque la mayoría son hoy habitantes de diferentes países de América. Otros emigraron a Tenerife o Gran Canaria.

  Destierro

 El siglo XIX supuso que El Hierro, al igual que Fuerteventura se volviera interesante para Madrid como lugar de destierro de políticos, militares y liberales indeseados. No obstante, que la isla se convirtiera en una especie de cárcel flotante fue beneficioso para los isleños, pues gracias a ello, desde Tenerife llegó desterrado Leandro Pérez por motivos políticos, convirtiéndose en el primer médico de la isla, comprobando las propiedades curativas de las aguas del Pozo de Sabinosa o Pozo de la Salud. La población era la encargada de vigilar a los desterrados.

  Pozo de la Salud

Entre los años 1702 y 1704 se perforó el Pozo de la Salud, que inicialmente se llamaba Pozo de Sabinosa. Formaba parte de un programa de búsqueda sistemática de agua potable en la línea de la costa. El agua encontrada resultó algo salobre, pero muy útil para dar de beber a los animales. Pero, además, pronto se comprobó que las personas que tomaban esa agua tenían mejor salud y resistían las epidemias.

 A lo largo del siglo XIX numerosos médicos certificaron sus propiedades. También personalidades célebres bebieron sus aguas, según el método tradicional. Cada día de terapia en el Pozo comenzaba bebiendo varios litros de agua recién extraída, hasta obtener un efecto purgante. Más tarde era necesario darse un baño en agua muy caliente (45 grados), durante unos 10 minutos. Y después a sudar en la cama, muy abrigado.

 El agua del Pozo de la Salud servía para mejorar o curar muchas enfermedades de la piel, y trastornos digestivos. Pero era más amplia la lista de sus indicaciones. Gracias a su fama, fue constante la peregrinación de enfermos que llegaban de otras islas. La razón principal para viajar a la isla de El Hierro era para tomar las aguas minero-medicinales del Pozo de la Salud.

 En el siglo XX, en las décadas de los años cuarenta y cincuenta, la célebre cantadora y tamborilera doña Valentina la de Sabinosa y su marido Esdras, preparaban los baños calientes. La mejor referencia para conocer anécdotas sobre su estancia la tenemos en el libro del humorista Jacinto del Rosario: Viaje estrambótico al Pozo de la Salud, publicado en el año 1950.

 Por esa época el ingeniero José Rodrigo-Vallabriga construía el inicial balneario, y comercializaba el agua para su venta en farmacias y tiendas. El señor Vallabriga residía en Santa Cruz de Tenerife, en la Plaza de la Iglesia nº 11 (antiguo), y en la planta baja de su casa estableció la pequeña industria embotelladora. Para ello, primero transportaba el agua en garrafones desde El Hierro. Y una vez trasvasada a botellas de vidrio, la distribuía por las islas.

 Hasta 1965, año de la muerte del ingeniero Vallabriga, el Pozo de la Salud tuvo una cierta animación artística, puesto que sus aguas fueron bebidas por músicos y poetas, en sucesivos veranos. Y en los momentos de descanso se improvisaban tertulias.

 En los años setenta, y comienzos de los ochenta, daba los baños doña Rosa, en su establecimiento Casa Rosa. Allí el ambiente era familiar. Doña Rosa fue la última gran entusiasta de esas aguas. Poco después el Cabildo de El Hierro inició la construcción del moderno Hotel-Balneario Pozo de la Salud.

 En 2010 el hotel estuvo cerrado por reformas, y el pozo sigue cerrado mientras se evalúa cierta contaminación. A finales del año 2011 el hotel reabrió para dar tratamientos de belleza y relax, además de servir como alojamiento de calidad, en un entorno de gran belleza natural.

Clima

Sabina torciza por el viento
 La orografía condiciona el clima de cada zona de la isla. Sin embargo, son las nubes las que juegan el papel más importante en las variaciones climáticas. Los alisios y la Corriente de las Canarias, una bifurcación fría de la Corriente del Golfo que se separa en las Azores, hacen que la isla no posea un clima árido como ocurre en el Sáhara que se encuentra en la misma latitud. La temperatura del agua se mantiene a 18º en invierno y a 20º en verano. Esto suaviza las temperaturas costeras. En el ecuador se produce un ascenso masivo de aire caliente, originando una zona de bajas presiones que viene a ser ocupada por otra masa de aire que proporcionan los alisios. Las masas de aire caliente que ascienden, se van enfriando paulatinamente y se dirigen a bastante altura en sentido contrario a los Alisios, hacia las latitudes subtropicales, de donde proceden éstos. Los alisios transportan nubes cargadas de agua hacia las cumbres de El Hierro, donde se generan chubascos. La zona sur de la isla, recibe vientos secos y sin nubes por lo que la temperatura y la aridez es mayor en esa parte. En verano, la temperatura de la costa norte se sitúa en los 26º de media, siendo sin embargo la media de 30º en el sur. Valverde, que se encuentra a 600 msnm, tiene una temperatura media en verano de 18º. En invierno, la temperatura media de la costa norte se sitúa en 20º mientras que en la del sur a 21.5º. En Valverde, sin embargo, la media baja hasta los 11.5º. Las precipitaciones invernales en Valverde ascienden a 80 mm mensuales, mientras que en el sur sólo 25 mm mensuales. En verano, apenas llueve en el sur, pero en Valverde se registran 5 mm mensuales.

Gastronomía

Ensalada El Hierro
 En la cocina herreña, como en la del resto de Canarias, el pescado ocupa un lugar principal debido a la riqueza faunística de las aguas que rodean a la isla. De entre los primeros platos destacan el potaje, el puchero y el rancho con papas. El pescado se suele preparar frito guisado o a la plancha, usándose como guarnición las papas arrugadas y los mojos rojo y verde. De entre las carnes destacan el conejo y el cabrito o chivo, que es como se le denomina en la isla. Las carnes se suelen acompañar de mojo rojo y papas guisadas o arrugadas.

 Las quesadillas, un dulce cuya base principal es el queso, son el postre típico más famoso de El Hierro. El queso se produce en la central quesera y tanto este como el vino que se produce en la cooperativa vinícola de El Golfo, son exportados al resto del país. El vino se sigue elaborando en prensas tradicionales, lo que les confiere una elevada graduación. Por último, como en el resto de Canarias, el gofio es la principal fuente de alimentación de los herreños.

Economía

 La economía de El Hierro se basa en el sector primario y el terciario. El Cabildo de El Hierro es el encargado de regular y promocionar los cuatro pilares de los que depende la economía herreña, es decir, la agricultura, ganadería, la pesca y el turismo.

  Agricultura, ganadería y pesca

 La cabaña ganadera herreña está constituida por ovejas y cabras, destacando estas últimas por ser descendientes de la especie caprina que criaban los bimbaches. La producción de carne es, sin embargo escasa, debido a que la ganadería se desarrolla principalmente para la producción de leche, que se recoge en la Cooperativa de Ganaderos de Isora, y que es empleada para elaborar quesos que luego se exportarán al resto de las islas y a la península.

 Los cultivos de frutales están concentrados en el valle del Golfo, donde se cultiva la piña tropical, papayas, aguacates, plátanos, mangos, etc, de cuya distribución y comercialización se encarga la Cooperativa del Campo y la comercializadora Mercahierro. Los higos secos o "pasados" hace siglos que son considerados como los mejores de Canarias y se dan, sobre todo en la zona de El Pinar. Se cultivan otras frutas aunque destinadas al consumo local y que dependen de la época. Estas frutas son las ciruelas, albaricoques, manzanas y cítricos.

 El Hierro también produce vino, a través de una cooperativa que reúne a los viticultores. Existe una denominación de origen El Hierro. Los vinos de esta isla destacan por su alta graduación.

 La Restinga es el principal puerto de pescadores de la isla, que faenan en el Mar de Las Calmas. Las capturas más importantes son las de bonito listado y otros túnidos además de la pesca de litoral que incluye viejas, cabrillas, morenas, etc.

 Turismo

Submarinismo
 La isla está muy alejada del concepto de Turismo de Masas, y según la opinión de sus habitantes se debe mantener así. Se estima que el número máximo de camas que la isla podría soportar es de 2000. La dificultad de acceder y la ausencia de grandes playas la hace poco atractiva para las visitas familiares. En 1984 se creó el Patronato de Turismo con sede en Valverde. Este patronato depende del Cabildo de El Hierro y es el encargado de la promoción exterior de la isla. Desde 1996 se han publicado varias cuñas publicitarias a nivel nacional utilizando el eslogan Isla de la tranquila diferencia. Las autoridades de El Hierro defienden la idea de que la calidad debe estar por delante de la cantidad. Como norma general, los turistas que se acercan a la isla lo hacen de forma individual para practicar senderismo o el denominado turismo rural.

 Dentro de las zonas de baño de El Hierro, destacan las Piscinas Naturales de La Maceta, situadas en el espectacular Valle de El Golfo. Por otra parte, existe solo una playa natural con fondo de arena desarrollado, la Playa de Timijiraque, una playa de arena oscura que se encuentra a las faldas de la serie geológica más antigua de la isla. Luego hay una amplia playa natural poco desarrollada de arena oscura, Playa de La Arena y tres playas casi inaccesibles: Playa de Las Calcosas, Playa Miguel y Playa de El Pozo. También hay playas naturales poco desarrolladas de tamaño reducido: playa de arena oscura de La Restinga, playa de jable rojo (lapilli, ceniza volcánica) en la zona de Tecorón y playas de arena oscura en el Charco de Tamaduste.

 Además existe una playa natural poco desarrollada de depósitos calcáreos blanquecinos y fondo de colada lávica, la Playa de Arenas Blancas. Por otro lado hay una playa artificial poco desarrollada de arena oscura, la Playa de El Verodal y se pretende construir otras dos playas más, en el puerto de La Estaca y el puerto de La Restinga. Luego existen varios charcos, el Charco Manso, el Charco Azul, Charco del Pozo de Las Calcosas, Charco de Los Sargos, Charco de La Tabla. También hay piscinas artificiales en La Caleta y Las Puntas. Además hay zonas de baño en Tecorón, el muelle del faro de Orchilla, Roque de la Bonanza, puerto de La Estaca, muelle de Las Puntas. Es importante preguntar acerca de la seguridad de todas las playas, charcos y resto de zonas de baño.

 Los sitios más transitados por los turistas son los miradores, que permiten vistas de todos los puntos de la isla. Los más famosos son el mirador de Las Playas en la zona oriental y el Mirador de La Peña construido por César Manrique. En él se encuentra un restaurante con vistas al Valle del Golfo.
Enlaces



No hay comentarios:

Publicar un comentario